jueves, 10 de mayo de 2018

SEMANA 54

 Después de  54 semanas puedo decir que los antibióticos  han ayudado mucho a Carmen.

Durante estos meses Carmen volvió a empeorar mucho tanto físicamente como neurológicamente.
Descubrimos que la ondas electromagnéticas también le estaban haciendo daño, lo que nunca nos habíamos planteado a pesar de que  por supuesto conocíamos muchos afectados electrosensibles.
A veces  y a pesar de  llevar muchos años en este camino no vemos  o no nos damos cuenta de que cosas nos están agravando.

Desde que Carmen lleva en la "vacuna" LDI los hongos y no utiliza móvil y hemos tomado medidas en casa para que pueda estar mejor y evitar los wifis e inalámbricos de  los vecinos (próximamente apantallaremos la casa)  ha mejorado mucho. Ha podido empezar a dar clases después de tres meses en los que ha sido imposible.

Esperamos que a partir de ahora su  mejoría sea progresiva, ahora podremos dedicarnos a el Lyme y sus coeinfeciones  y  seguir mejorando.

Seguimos intentando introducir Codwen.

No vamos a dejar de intentar que vuelva a tener una vida "normal"


No hay comentarios:

Publicar un comentario