viernes, 11 de febrero de 2011

El sector ecológico en apoyo de las personas con Sensibilidad Química Múltiple






EL SECTOR ECOLÓGICO EN APOYO DE LOS ENFERMOS AMBIENTALES

El calvario que sufren muchas de estas personas es tal que un país avanzado no puede tolerarlo, demorando por más tiempo la inclusión de esta patología en la lista oficial de enfermedades.

POR EL RECONOCIMIENTO
DE LA SENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE
Carlos de Prada (Pte. Fodesam) con enfermas de SQM y otras enfermedades ambientales en la anterior edición de Biocultura Valencia

Con motivo de la celebración de la segunda edición de la Feria Biocultura en la ciudad de Valencia a principios de marzo de 2011, el sector ecológico pedirá al Gobierno que reconozca oficialmente la Sensibilidad Química Múltiple.
Muchos enfermos de Sensibilidad Química Múltiple, se ven obligados precisamente a ser consumidores ecológicos, ya que encuentran precisamente en estos productos una vía para mejorar, mediante la reducción de la exposición a tóxicos que representan
El sábado 5 de marzo se celebrará en Biocultura una mesa con el título:
"Cercadas por los tóxicos: el sector ecológico en apoyo de las mujeres “burbuja”. Por el reconocimiento oficial de la sensibilidad química múltiple"
En esta ocasión, se ha querido ir más allá de lo organizado en ediciones anteriores de Biocultura en apoyo de las personas que padecen por esta enfermedad causada por la cada vez más elevada toxicidad del mundo en el que vivimos.
La Asociación Vida Sana y Fodesam han redactado un texto que está siendo firmado por entidades del sector ecológico pidiendo al Ministerio de Sanidad que reconozca la SQM.
En el acto de presentación de ése manifiesto , además de todas las afectadas por SQM y personas en general que deseen asistir, está prevista la asistencia , en principio, de:
Elvira Llorca. Madre de Elvira Roda, afectada de SQM.

Isabel Ariño. Afectada. Plataforma Nacional de fibromialgia, síndrome de fatiga crónica y SQM.

Francisca Gutiérrez Clavero. Asociación estatal afectados por los síndromes de sensibilidad química múltipe y fatiga crónica, fibromialgia y en Defensa de la salud ambiental.

Angeles Parra. Asociación Vida Sana. Biocultura.

Carlos de Prada. Fondo para la Defensa de la Salud Ambiental.  Autor de “SQM. El riesgo tóxico diario” y “Anti-tóxico”.

Joan Picazos: Empresa de productos biológicos, firmante de la solicitud al Ministerio de Sanidad para el reconocimiento oficial de la SQM
Esta iniciativa se basa en argumentos como los siguientes:
Las personas y entidades del sector ecológico están comprometidas en favor de un modelo productivo que contribuye a la salud de las personas y de la Naturaleza y, por su especial sensibilidad en estos asuntos, no pueden permanecer indiferentes viendo como crece el número de personas que enferman a consecuencia de la creciente presencia de sustancias y elementos tóxicos presentes en nuestro entorno y frecuentemente en productos de consumo cotidiano.

Miles de investigaciones , publicadas en revistas científicas del máximo prestigio, muestran un panorama muy preocupante acerca del peso que pueden tener estos factores en la salud humana.
María José Moya (enferma de SQM y autora del blog de referencia "Mi Estrella de Mar")

Las más diversas entidades internacionales han hecho llamamientos instando a los gobiernos a tomar medidas. Por ejemplo, la resolución del Parlamento Europeo de 4 de septiembre de 2008, dentro del Plan de Acción
Europeo Medio Ambiente y Salud 2004-2010, que pedía de forma vehemente que se hiciése prevención de las enfermedades ambientales causadas por la contaminación química, cuyas tasas de incidencia no paran de crecer.

No obstante, lo que se está haciendo, al margen de quién ocupe el poder en un momento u otro en los distintos países, dista mucho de ser suficiente.

Ejemplo claro de ello es la situación que padecen los afectados por una de las enfermedades a las que aludía explicitamente la citada resolución del Parlamento Europeo: la Sensibilidad Química Múltiple (SQM), enfermedad que ya ha sido reconocida oficialmente en países como Alemania , Austria o Japón, mientras se avanza hacia su reconocimiento en otros.
Enfermas de SQM asistiendo a una charla en Biocultura de Madrid

En España un comité del Ministerio de Sanidad ha estado trabajando en el tema, pero los avances son muy lentos y mientras la situación de muchas de las personas que sufren este problema es realmente pavorosa.

Son personas que con frecuencia se ven muy imposibilitadas en su vida cotidiana ya que manifiestan una severa intolerancia a la exposición a niveles “bajos” sustancias químicas que son usadas cotidianamente en pesticidas, productos de la limpieza, productos de aseo personal, suavizantes de ropa, colonias, ambientadores,... que les generan problemas neurológicos, respiratorios, dermatológicos, hormonales,...

Con frecuencia, estas personas se ven obligadas a confinarse en sus casas, casi como “personas burbuja” y si consiguen salir a la calle, a hacerlo dotadas de mascarillas especiales.
Isabel Ariño, de la Plataforma, hablando al público en la anterior edición de Biocultura Valencia.

A los niveles “bajos” a los que estas sustancias generan efectos en estas personas, el resto de la gente puede no percibir, en general, al menos de forma consciente, que nada negativo les esté afectando. Sin embargo, muchas veces, las mismas sustancias que disparan los síntomas de los afectados (sobre todo afectadas, ya que es una enfermedad que mayoritariamente afecta a mujeres) han sido asociadas por una copiosa literatura científica a problemas de salud que afectan a sectores de población más altos y que van desde diversos tipos de cáncer, a alergias y asma, pasando por la infertilidad, enfermedades autoinmunes , enfermedades congénitas y otros muchos problemas.

En cierto sentido, las personas que sufren Sensibilidad Química Múltiple son como los antiguos “pájaros de la mina”, especialmente sensibles a unos contaminantes que nos pueden afectar y que de hecho nos están afectando a todos.
Francisca Gutiérrez Clavero, de Asquifyde, afectada de SQM

En el sector ecológico se es especialmente consciente de todas estas realidades y por ello se lleva tanto tiempo trabajando en una forma de producción más sana que no genere ésos problemas. De hecho, resulta llamativo comprobar que muchos enfermos de Sensibilidad Química Múltiple, se ven obligados precisamente a ser consumidores ecológicos, ya que encuentran precisamente en estos productos una vía para mejorar, mediante la reducción a la exposición a tóxicos que representan.

Se es muy consciente de que la labor del sector ecológico contribuye, no solo a esto, sino a prevenir muchos otros problemas sanitarios.

Pero es preciso que las autoridades también se comprometan.

Por todo ello, en defensa de la salud general, y al margen de otras cosas concretas en las que en el futuro se pueda trabajar , las empresas y entidades del sector ecológico que apoyan esta iniciativa, piden la adopción de medidas concretas en favor de los afectados de Sensibilidad Química Múltiple, manifestando una voluntad política firme de atajar los problemas de salud que derivan de la creciente contaminación química de nuestro entorno y nuestros propios organismos.

Para ello, un primer paso inexcusable, es que se acelere, el reconocimiento oficial de la Sensibilidad Química Múltiple, por parte de las autoridades sanitarias, a imagen de lo hecho en otros países antes referenciados, mediante su inclusión, por ejemplo, en la versión nacional de la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE).

El calvario que sufren muchas de estas personas es tal que un país avanzado no puede tolerarlo, demorando por más tiempo la inclusión de esta patología en la lista oficial de enfermedades.

Ésa inclusión se espera que pueda ayudar a mejorar el trato que hoy reciben estas personas, tanto del estamento médico, como de la sociedad en su conjunto.

Se anima también a que la Administración se comprometa a promover la prevención de enfermedades ambientales en general, como las que tienen que ver con la creciente toxicidad cotidiana que parece inevitable en nuestra sociedad moderna pero que, como muestra el sector ecológico, puede hacerse mucho por reducir

MÁS INFORMACIÓN SOBRE LA SQM EN  ESTA WEB:
Y ver diversos textos sobre el tema:

Enviado por Carlos de Prada 10/11/2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario