jueves, 4 de junio de 2009

MI MADRE, ESA GRAN MUJER....



Desde hace muchos años me acostumbré a ver a mi madre en el sofá con mucho dolor. Como en casa eramos muchas chicas (cuatro) y mi madre siempre nos habia enseñado a hacer las faenas de la casa la ayudabamos en todo, hace muchos años que mi madre no ha hecho en casa faenas pesadas como la cocina o cosas así.
A pesar de esto es un mujer muy trabajadora y muy fuerte que ha sacado ella sola a cuatro hijas muy seguidas adelante, sin ayuda pues mi yaya se murió muy joven, con mucho trabajo en casa.

Cuando nosotras fuimos mayores y ya no la necesitabamos tanto ella se buscó trabajo para ayudar económicamente en casa a mi padre, y trabajó mucho, como una burra, esos años de tanto esfuerzo le pasaron rápidamente factura, y a los pocos años empezó a tener problemas serios y al final tuvo que ser operada de dos hernias discales cervicales, la primera operación no sirvió de nada, pero mi madre, valiente como ella sola se volvió a operar y quedó muy bien esta vez.

Pero el dolor de su cuerpo, siguió ahí, siempre cansada y toda la tarde tumbada en el sofá, las mañanas hace un poquito de la faena en casa y se sienta, descansa un poquito y vuelve otra vez...

Como hace años tuvo una depresión muy grande y además tiene muy mala memoria, pues mis hermanas y yo cerramos filas hace años con ella, y no la dejamos ir a ningún sitio sola, siempre la acompaña una o otra,además de que disfrutamos en su compañia.

Cuando me diagnosticaron le dije, -mama, no será esto lo mismo que te pasa a ti? -huyyyy Isa, todos no vamos a tener lo mismo que tu????no?
-no mama, pero tu eres mi madre......tampoco es normal lo que te pasa a ti, no?
- no si yo me tomo el adolonta y descanso un poquito.......
claro la madre es ella, y es la que manda, mientras yo le deje, claro......
vale , lo dejo, no me hace caso y como en mi familia no entienden muy bien "el problema".....

Esa mujer divertida, cachonda, con la que he compartido, secretos, intimidades, problemas, la que me ha ayudado tanto en esta vida, está cambiando, se le olvida todo, me cuenta las cosas mil veces cuando le digo que ya me lo ha contado, dice -claro como sois tantas....ya no se a quien se lo he contado... se esta volviendo diferente, no tiene paciencia, le ha cambiado el humor...
Me enfado con ella, paga todos los platos rotos, pobrecita, cada vez la veo menos, no tengo tiempo para ella, y en vez de echármelo en cara, se viene a tomar café con mis amigas para verme, esa gran mujer, esa que seguramente nunca entrará en este blog ni leerá lo que os estoy contando, esa es mi MADRE.

5 comentarios:

  1. Ojalá tuviera a mi madre para enfadarme con ella, para cuidarla y que me cuidara, o por lo menos ojalá la hubiera tenido para que lo hiciera mientras pudiera, como cuidan todas las madres a sus pequeños. Pero no está, murió muy joven, yo era una niña pequeña. No se lo que es ver a mi madre hacerse mayor. Cuídala mucho, tanto como la quieres, aunque ella no lo lea.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Yo perdí a mi madre como madre hace cuatro meses, cuando murió mi padre, mi mejor amigo, el que le hacía entender que me pasaba. Ella lo pasó muy mal, eran una pareja ejemplar pero está mejorando. Nunca llama para saber como estoy, llama para pedirme algún favor y si me niego porque mi cuerpo no puede ni moverse, se enfada....nunca pregunta que tal me ha ido con el médico....solo me llama para contarme como le ha ido a ella o que ropa se ha comprado. Nunca viene a verme porque vivo en un tercero sin ascensor...sólo me llama para quejarse de que no voy a verla. no soporta a mi marido y sería féliz si me separara....no ve lo feliz que soy ahora y la falta que me hace.
    Mi madre vive con mis hermanos, Eva y josevi...ellos siempre están en su boca a pesar de que mi hermana es una fría egoista, pero están con ella.
    Quiero a mi madre y la querré siempre, pero aparte del tema menos importante (el económico) por mucho que pienso no tengo nada más que agradecerle. Y duele....duele muchísimo, mi padre era como el lazo de unión y se fue....después apareció la madre que hace tiempo ya iba percibiendo.

    Me alegro por quienes tenéis motivos para rendirle tributo a alguien tan importante en nuestras vidas, a mí sólo me causa lágrimas y mucho esfuerzo para estar ahí siempre que chasquea los dedos.

    Esa es mi madre....y no sabéis lo mucho que me ha costado escribir esto. Bsts

    ResponderEliminar
  3. Lo siento mucho Noe, me puedo imaginar el vacio y el dolor que tienes que sentir, y además se fue el que te entendia y apoyaba,te queda Lolo, no lo olvides y sé feliz con él, te lo mereces y se lo merece, no hace falta que firmes, sabes??? un beso, Isa

    ResponderEliminar
  4. Sé que está Lolo cielo, y que ha hecho como una especie de pacto con él mismo de no despegarse jamás de mí (por eso lo quiero tanto, porque soportar esto no es fácil). Pero Lolo no soporta ver lo que vé y tiene su genio, él se desvive por cuidarme y verme bien, dentro de lo posible, y se desmorona cuando ve que en 5 minutos se pierde todo lo que él había conseguido (tú ya sabes a qué me refiero porque ya lo has practicado). Eso me pone en una circunstancia intermedia que resulta angustiosa, siempre tapando palabras y acciones para evitar problemas y se traduce en una tensión insoportable.
    Otra es ver como tu corazón parece que se endurece y es triste porque yo les quiero, es mi familia....pero yo no tengo la culpa de estar enferma, de no poder acudir a sus llamadas el día y la hora que quieran. Decir NO.....supongo que algún dia dará sus frutos, ahora sólo tengo pérdidas. Aunque no es lo más triste, no es lo que duele de verdad....es algo mucho más profundo lo que te hace llorar a solas durante horas, total para pillar una jaqueca del ocho y quedarte tiesa como un palo.
    Bueno, firmo, porque el bicho de isa me descubre igual. NOE

    ResponderEliminar
  5. Yo perdí a mi madre hace un año, ella murió simplemente porque desde que mi padre la dejó no tubo más ganas de vivir, se hundió en una horrible depresión y junto al alcohol gastó sus últimos años.Tan solo tení 15 años cuando empezó todo, y esta claro que los gritos de angustia que gasté para que alguien me ayudara no sirvió de nada, ni la justicia ni la sanidad ni ningún miembro gubernamental dedicó un solo minuto en ayudarme. Ahora ya no esta aquí, cada día intento entender porque no quiso vivir, quiero pensar que esta más tranquila allí donde este pero yo no puedo con el dolor y la falta de una madre.

    ResponderEliminar